domingo, 7 de junio de 2015

Tercer tiempo

En un mediodía de sábado nublado y ventoso en la ciudad de Mar del plata, dos buenos equipos se enfrentaban. Estamos hablando de Quilmes y San Lorenzo que se medirían en el estadio del cervecero, ubicado en Colón y 196. Lo más llamativo es que la atención no sólo estuvo puesta en el encuentro que el ciclón derrotó al local por 2-1 (Los goles del elenco conducido por Marcelo Manzo los concretó Molinatti, para Quilmes había abierto el marcador Maxi González) sino que también, luego del partido, la dirigencia del conjunto local conducida por su Presidente Pablo Zabala, ofrecieron después de finalizado el encuentro que ambos equipos se junten a comer unos choripanes y hamburguesas con el objetivo de generar en la disciplina un clima más amistoso y dejar en la claro que son "rivales y no enemigos"  . Con esta iniciativa la cual los impulsores lo llamen "Tercer tiempo" , se pretende que se extienda a lo largo de los años para que se acabe con toda la violencia que se vive en el fútbol y que tantos los protagonista como los responsables de los clubes pateen para el mismo lugar.
Nicolás Alonso, Secretario General de Quilmes dijo "La idea es que con esta iniciativa se pueda promulgar en los demás clubes de la ciudad". También enfatizó con una sonrisa en su rostro "Lo que pretendemos es que todo lo que suceda en la cancha quede en la cancha". Además de estas palabras, dirigentes y cuerpo técnico de ambas instituciones dieron una especie de "charla" a todos los presentes apoyando lo realizado. Sin dudas, una iniciativa que se espera que propague con el correr del tiempo.