sábado, 5 de junio de 2010

Varios Argentinos jugaran para otros países en el Mundial Sudafrica 2010
El Tandilense Camoranesi fue campeon con Italia en 2006
Ya es un hecho: entre técnicos y futbolistas, el fútbol argentino alcanzará en Sudáfrica la cifra de ocho representantes además de los de su propio seleccionado, lo que no sólo representa el récord de aportes de una nación a otras para este certamen sino también el máximo número de embajadores con que cualquier otro país salvo Inglaterra contó en un Mundial.
Aparte de todos los jugadores de la Albiceleste excepto Lionel Messi -formado en las inferiores del Barcelona-, serán concretamente seis los jugadores surgidos de clubes argentinos que podrán jugar en Sudáfrica, de los que cuatro integran el plantel de Paraguay: Néstor Ortigoza, Lucas Barrios, Jonathan Santana y Claudio Morel Rodríguez (paraguayo pero iniciado en San Lorenzo).
La nómina de futbolistas se completa con Mauro Camoranesi (Italia) y Guillermo Franco (México). No corresponde agregar a Matías Fernández (Chile), quien si bien nació en la localidad bonaerense de Merlo emigró siendo muy chico con su familia al país transandino y comenzó a jugar allí, por lo que futbolísticamente no es argentino.
En el rubro “directores técnicos”, mientras tanto, aparecen como es sabido otros dos formados en la Argentina además de Diego Maradona: Marcelo Bielsa en Chile y Gerardo Martino en el muy argentino seleccionado paraguayo.
Así se llega al número de ocho embajadores que supera al que cualquier otra potencia futbolística lograra alcanzar en un Mundial a excepción de Inglaterra, de cuyos clubes surgieron la mayoría de los jugadores que representaron a Irlanda, Irlanda del Norte, Escocia y Gales por obvias cuestiones de vecindad y poderío de las respectivas ligas.
Sin tomar en cuenta a esos futbolistas ni a los siete también surgidos del fútbol inglés que representaron en Francia ‘98 a Jamaica, el récord era de Brasil, con cuatro jugadores (Alessandro Santos en Japón, Deco en Portugal, Marcos Senna en España y Sinha en México) y tres entrenadores (Zico en Japón, Luiz Felipe Scolari en Portugal y Marcos Paquetá en Arabia Saudita) en Alemania 2006.
En Sudáfrica, el fútbol brasileño tendrá cinco embajadores: el DT Carlos Alberto Parreira al frente del representativo local y cuatro jugadores, de los que tres (Deco, Liédson y Pepe) integran el plantel de Portugal. El restante es Cacau, delantero de Alemania que sólo jugó tres años en las inferiores del Palmeiras antes de quedar libre e irse a vivir en 1999 a tierras germanas.
Cabe aclarar que, si bien también nacieron en Brasil, el volante Benny Feilhaber (Estados Unidos) y el zaguero Marcus Tulio Tanaka (Japón) no pueden considerarse aportes brasileños al no haber comenzado a jugar en el fútbol del país pentacampeón mundial.