lunes, 31 de mayo de 2010

Luis Lazarte Campeon Mundial

"Queria el cinturon para ponermelo en la cintura no en la cabeza"

"Lazarte detuvo el almanaque". En el vestuario de Once Unidos, la frase la pronunció Fernando Sosa, el hombre que estuvo detrás de la mejor noche deportiva del ahora actual campeón de los minimoscas. Y al santiagueño, un notable ex boxeador que en la década del '80 no llegó al título mundial sólo por un desprendimiento de retina, le asiste una porción importante de razón.Luis Lazarte se consagró en la madrugada de ayer como el campeón mundial más longevo en la historia del boxeo argentino (ver cuadro aparte), el segundo de esta ciudad para que ya Uby Sacco no esté solo en el Panteón de los elegidos.Lo logró haciendo un fabuloso despliegue físico y de energías. Con la mejor pelea de su carrera. Con 39 años cumplidos el último 4 de marzo, hizo el gasto durante los doce rounds y terminó más entero que Carlos Tamara, el ahora ex campeón, doce años más joven que él. ¿Su receta actual? Sencilla. Salir a buscar al campeón y a tirar los doce rounds. Algo que no había hecho en sus cinco chances mundialistas anteriores.¿La receta de siempre? También simple. Constancia. Cuando después del pesaje le dijeron que iba a haber un segundo paso por la balanza a las 7 de la mañana del día siguiente ni se inmutó. "Hace más de veinte años que me levanto a las cuatro de la mañana", dijo por todo comentario. Toda una definición."¿Por qué salí con esa decisión ahora y en las anteriores no? Bueno, tengo 39 años, ¿qué iba a esperar? Si tenía otra oportunidad más, iba a subir al ring con muletas", le dijo a LA CAPITAL, ocurrente, feliz, Luis Lazarte en el vestuario.-¿Fue la mejor pelea de tu vida?-Creo que sí, la más dura. Este chico es un gran boxeador, un gran campeón, el mejor que enfrenté...-¿Mejor que el tailandés que te noqueó en el 2001?-Bueno, no. Siempre digo que ese no me dejó ni sacarme la bata (NdR: fue nocaut en el segundo round, la única derrota categórica que Lazarte sufrió en su carrera); pero de los demás, Tamara fue el mejor. No lució porque traté de llevarlo yo todo el tiempo contra las cuerdas, de no dejarlo pensar. A lo mejor, cometí algunos errores porque quería sacar más manos todavía. Y sabía que tenía que cuidarme de sus contras. Pero le metí mucho la derecha voleada, esa mano le llegó casi siempre. Sintió mis manos. Creo que, lejos, fue la pelea en la que más arriesgué. Pero sabía que no iba a haber más oportunidades para mí si perdía hoy. Por suerte, Dios me ayudó y me envió una chance más.-¿Cuánto tuvo que ver Fernando Sosa en todo esto?-Yo le voy a estar eternamente agradecido a Fernando porque me convenció de que podía. También a Pablo Pérez. Fueron casi dos psicólogos para mí. Sosa me convenció de que podía dar mucho más de lo que podía dar, de que podía salir a tirar los doce rounds. Me cambió la cabeza. Trabajamos mucho en todo este tiempo y creo que en el ring no hice ni el 20% de todo lo que preparamos. Entendí que lo tenía que salir a buscar y salí a sorprenderlo a él y a los jurados. Pero, ojo, poné bien grande que una parte muy importante de esto es de Héctor Dipilato. Hoy no pudo estar al lado mío, pero él en 22 años de boxeo me enseñó casi todo. -¿A quién más le debés algo?-A muchos. A la empresa 9 de Julio en la que trabajo y que me permitió dedicarme plenamente al boxeo. Al sindicato de Camioneros, que siempre me apoyo. Y, principalmente, a mi familia. A mi mujer, que me aguantó todos estos años. Y no es fácil porque soy muy nervioso. Por supuesto, también a mis dos hijos. -Ahora que pudiste cambiar la historia, ¿qué pensás que te ocurrió en las oportunidades anteriores?-No sé, me "abatataba". O, por ahí, me veía perdiendo y me volvía loco y salía a tirar golpes bajos o cabezazos. Después de tantos años en el boxeo, yo quería este título más que cualquiera otra cosa. A los 39, a los 40, a la edad que fuera. Desde 1999, cuando perdí con Guardia, digo que me retiro. Y acá estoy porque el deseo de ser campeón del mundo fue más fuerte.-¿Estabas seguro que eras el ganador?-No. La verdad era que tenía un poco de miedo de las tarjetas. No sé, me pasaron tantas cosas... La última vez que fui por el título, con Daniel Reyes, perdí. Pero ahí nomás. Y yo aquella vez pensé que mi condición de local podía beneficiarme con los jurados. A tantos boxeadores argentinos los robaron de visitantes... Por eso, después de aquella vez, no confiaba en lo que pudieran resolver los jurados. -Hablaste muchas veces de retiro en los últimos años... ¿Y ahora?-Primero, a descansar. Pero, por ahora, no voy a hablar de retiro. ¿Sabés una cosa? No sé si el título lo perderé en la primera defensa o en la segunda o en la tercera. No importa cuánto lo defenderé, sólo quería ganar este cinturón. El sueño de mi vida era ser campeón del mundo.Y lo conseguí.-¿No pensás en que como campeón del mundo podés ganar el dinero que no hiciste en casi toda tu campaña?-No me importa. La plata va y viene. Yo quería este cinturón. Y para ponérmelo en la cintura, no en la cabeza. Yo nunca me la voy a creer y voy a seguir siendo humilde, un simple barrendero de Mar del Plata. Todos los campeones del mundoBoxeador - Año de nacimiento - Año de consagración Pascual Pérez 1926-1954 ,Horacio Accavallo 1934- 1966. Niccolino Locche 193- 1968, Carlos Monzón 194- 1970, Víctor Galíndez 1948-1974, Miguel Angel Castellini 194- 1976, Miguel Angel Cuello 194- 1977 ,Hugo Corro 1953 -1978, Sergio Palma 1956-1980, Santos Laciar 1959-1981Gustavo Ballas 1958-1981,Ubaldo Sacco 1955-1985,Juan Martín Coggi 1961-1987, Pedro Décima 1964-1990J, ulio César Vásquez 1966-1992, Néstor Giovannini 1961-1994, Jorge Castro 1967-1994, Marcelo Domínguez 1970 1995, Carlos Salazar 1964-1995, Juan Córdoba 1972- 1998, Hugo Soto 1967- 1998Víctor Godoi 1975- 1998, Julio Chacón 1975- 2001, Raúl Balbi 1973-2001, Omar Narváez 1975-2002, Héctor Velazco 1973-2003, Jorge Barrios 1976-2005 ,Carlos Baldomir 1971-2006, Mariano Carrera 1980-2006, Juan Carlos Reveco 1983-2007, Hugo Garay 1980-2008, Sergio Martínez 1975- 2008, Víctor Ramírez 1984-2009, Marcos Maidana 1983-2009, Luis Lazarte 1971-2010De los 34 campeones mundiales del boxeo argentino, Luis Lazarte fue el de mayor edad en el momento de la consagración. Con 39 años rompió cómodamente la marca que tenía Carlos Baldomir, quien en 2006 ganó su título mundial a los 34.
Fuente: diario La Capital