miércoles, 12 de mayo de 2010

TORNEO ARGENTINO A

PATRONATO DE PARANA ES FINALISTA
Bertoli .. Bertoli... Bertoli..le da el paso a la final a Patronato
Bertoli fue el gran heroe de Patronato
Patronato se metió en la final del Argentino A en una agónica definición por penales que terminó 3 a 2 frente a Cipolletti de Río Negro. Bértoli fue el héroe atajando los disparos de Martínez y el último de Medina, dándole la ansiada clasificación a su equipo. Además, Cid envió el balón afuera. Para el local convirtieron Jara, Echagüe y Soto, y fallaron Márquez y Ferrero. Ahora el Santo enfrentará a Santamarina de Tandil este domingo, en la localidad bonaerense, y el miércoles próximo en el Grella definirá el ascenso a la Primera B Nacional Jara había puesto el 3 a 1 para Patronato en una de las semifinales del Torneo Argentino A. El concordiense anotó de penal a los 93 minutos del segundo tiempo, cuando el tiempo se le escurría como el agua entre los dedos al local. Entonces, el pasaje a la final se definió desde los 12 pasos. El segundo tiempo había comenzado con hacha y tiza. Patronato atacó en forma desordenada y Cipolletti apeló al contragolpe. Fuentes mandó a escena a Brittes para tener presencia en el área. En el primer tiempo, Leclercq renovó la esperanza a los 17 minutos con un cabezazo que venció a Ruiz. Patrón igualó la serie con una Joya antológica de Jara, el Diego entrerriano, a los 34 minutos. A los 44', Hugo Prieto capitalizó un rebote en la medialuna del área local y, con un terrible zapatazo, descontó para los rionegrinos y puso nuevamente arriba a su equipo en el resultado global. Más allá de contar con dos goles de diferencia, Cipolletti no especuló y salió a jugar de igual a igual. Al minuto tuvo una clara posibilidad en los pies de Hugo Prieto, pero su remate fue desviado por Bértoli y el rebote dio en la mano de Lucas Márquez en un claro penal sancionado por el árbitro Rubén González. Los nervios y la ansiedad dominaban a los simpatizantes rojinegros, pero la figura de Bértoli se agigantó al ahogarle el festejo a Cristian Martínez. De a poco Patronato fue tomando el dominio del balón, con Ferrero como estandarte del medio campo y explotando ambas bandas. Graciani recuperó una pelota a los 17’, se lo cedió a Espínola, quien envió un centro que fue capitalizado por Diego Leclercq. Patronato quedaba a un gol de igualar la serie y esa conquista llegó a los 34’ con una antológica definición de Jara, el Diego entrerriano, quien nuevamente le convirtió a Cipolletti e igualaba la llave. Pero en la última jugada del primer tiempo apareció Prieto y descontó para Cipolletti, que conserva la diferencia obetenida en el partido de ida. Las únicas alternativas que tenía el Rojinegro era vencer por dos goles de diferencia para alcanzar la definición por penales, o hacer tres para pasar directamente a la instancia decisiva. En el primer cruce los rionegrinos se impusieron 3 a 1.